Menopausia prematura Fallo ovárico precoz

Es un trastorno infrecuente que requiere un rápido diagnóstico y tratamiento.

Dado que el rango promedio de la menopausia natural es entre los 45 y 55 años, se considera que las mujeres menores de 40 años que dejan de ovular en forma regular sufren menopausia prematura. Pueden o no aparecer síntomas menopáusicos (sofocos, insomnio, sudoración etc.).

Es importante el antecedente de una madre o hermana con menopausia prematura. El diagnóstico se realiza mediante un análisis hormonal y demuestra una elevación importante de la hormona FSH. Aunque, de manera frecuente, no se encuentra la causa (idiopática) se debería descartar los siguientes trastornos:

  • Genética (Síndrome X frágil)
  • Enfermedad autoinmune
  • Tratamientos contra el cáncer (radioterapia o quimioterapia)
  • Cirugía
  • Materiales tóxicos

En estos casos el tiempo es de fundamental importancia y tanto los exámenes de fertilidad como el tratamiento de reproducción deben efectuarse con rapidez. Si la respuesta a los tratamientos de fertilidad (habitualmente Fertilización in Vitro ) es insuficiente indicamos, en nuestro centro de reproducción asistida, la utilización de óvulos donados (Programa de Donación de Ovocitos).

Last Update: 11/09/2014
References:
– Justo Callejo Olmos, Buenaventura Coroleu Lletget
Fallo Ovárico Prematuro. 2008. Editorial Médica Panamericana.
Clinical Gynecologic Endocrinology and Infertility 7th ed: Leon Speroff, Robert H. Glass, Nathan G. Kase, 2006 Lippincott Williams & Wilkins